jueves, 14 de octubre de 2010

Lo peor es que todavía no me han pisado.

Siguen pasando los días de octubre mientras me pudro en esta vida de hormigas de ciudad. Soy como una hormiguita que trabaja, como muchas otras hormigas acarrea con un trozo de alimento entre sus patas. Así día tras día hasta que de tanto ir y venir te pisan. Lo peor es que a mi todavía no me han pisado. Mientras tanto procuro ocupar el tiempo en imaginar que los trozos de alimentos son inservibles. Que soy individualmente original y que todo cambiará para bien. Sé que puede ocurrir pero a veces me cuesta tanto creerlo que me hundo en mis ideas adolescentes de cordura. Como en esta idea que ahora cuento y que se me acaba de ocurrir. Ya decía André Bretón que escribir sin pararse a pensar puede ser peligroso. En los años treinta, cuando se usaba la escritura automática, subió el indice de mortalidad a causa de los suicidios. Mejor será que detenga mis dedos ante el teclado y siga haciendo lo que se supone que es normal, hacer creer a tus seres queridos que eres un tipo corriente: una hormiguita feliz .

En la foto André Bretón, quien a pesar de sus locuras frenó el automatismo a tiempo.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

... ¿y si las hormigas supieran componer sinfonías como lo hiciera el mismo Bach? Simplemente tendrían que mirar hacía arriba, observar y sentirse orgullosas de lo que son capaces de crear.

Saludos

Juan A.

Anónimo dijo...

De hecho, las hormigas saben crear música.

Pongo aquí, a modo de curiosidad, un artículo que lo estudia:
"Ants can play music" (2004)
http://citeseerx.ist.psu.edu/viewdoc/summary?doi=10.1.1.104.4958

La teoría y la tecnología ya existe, ahora tan sólo nos falta el cuento correspondiente :-)

La_Esperada dijo...

Has visto Ants? La película de dibujos animados "hormigas"? Creo que te podrías sentir identificado con el protagonista.

Besos!

juan Ignacio Perugorría. dijo...

Ahora que lo pienso, algo mejor a que me pisen como a una hormiguita sería que me fumiguen como a una hormiguita. Creo que una hormiguita bien fumigada sufre menos.Igual acabamos todos fumigados en un centro comercial, en un aeropuerto, quién sabe.